fbpx

Por qué conseguirte un mentor o ‘ahijado’ te hará crecer como profesional

Muchos grandes empresarios tienen ‘ahijados’, a los que transmiten su experiencia en un sector particular y los ayudan a sobrellevar las crisis y a capitalizar sus conocimientos.

Comparte

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Por: Redacción En la mesa

Tiempo de lectura: 3 minutos

Una de las claves en el crecimiento de muchas de las empresas que conocemos y admiramos es que, más allá de un buen liderazgo, sus directivos han estado acompañados por las personas adecuadas en el rol de consejero o mentor. De igual manera, muchos grandes empresarios tienen ‘ahijados’, a los que transmiten su experiencia en un sector particular y los ayudan a sobrellevar las crisis y a capitalizar sus conocimientos. ¿Por qué lo hacen? ¿En qué les permite crecer? ¿Por qué deberías tener un ahijado o conseguirte un mentor? Aquí En la Mesa te lo contamos.

El apadrinamiento básicamente se traduce en una relación entre un líder – no importa su edad o experiencia – y un talento junior sobresaliente que apenas está desarrollando su carrera y requiere aprender de la otra persona. Esta relación entre “mentor” o “padrino” y “ahijado”, al contrario de lo que muchos podrían pensar, resulta beneficiosa para ambas partes pues estas conforman un ciclo de aprendizajes: el más joven aprende de la experiencia y del recorrido del otro, mientras que el más experimentado se alimenta de la juventud y la innovación de una nueva generación.

Tal es el caso que la encuesta realizada para el libro The Sponsor Effect: How to Be  Better Leader by Investing in Others (El efecto patrocinador: cómo ser un mejor líder invirtiendo en los demás) arrojó que justamente el 53% de los líderes que tienen un ahijado habían recibido un ascenso en los últimos dos años. Esto se debe a varias razones, pero principalmente a que ambos están trabajando por el beneficio del otro y por ese trabajo constante se pueden recibir frutos.

Entre esas ganancias, se debe tener en cuenta que es difícil para los líderes aceptar que sus logros y sus éxitos fueron adquiridos con algo que podríamos llamar “vieja usanza” y por esto tener un contacto constante con jóvenes les podrá ayudar a aceptar nuevas ideas para cambiarlo todo, sin mirarlas como una amenaza y aceptando ver las cosas desde otra perspectiva, basándose en el vínculo de confianza que se ha establecido con el ahijado.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que no cualquiera es un buen ahijado, sino que hay que fijarse muy bien en las habilidades de esta persona: cómo se ha formado y cómo ha aprendido de sus errores en el poco tiempo que lleva de carrera. Las características de un ahijado que pueda aportar también están definidas por la efectividad al trabajar y la capacidad para ampliar la visión de mundo del equipo.

  1. Identificación: los primeros elementos que debe tener en cuenta para seleccionar son rendimiento y confiabilidad, a partir de allí hay una base sobre la que se podrá trabajar.
  2. Inclusión: siempre se deben buscar ahijados que sean diferentes (política, cultural y socialmente) y así podrán generar muchas más ganancias y aprendizajes.
  3. Inspiración: es importante que haya una relación de admiración, pues esto motivará al ahijado a demostrar sus habilidades y a retarse para mostrarle al padrino su calidad.
  4. Instrucción: el padrino debe asumir una labor de maestro, en la que presente conocimientos y experiencias sólidas que contribuyan a la formación del ahijado.
  5. Evaluación: no se puede confiar a la simple vista, sino que se debe evaluar a los ahijados para darse cuenta si están ascendiendo en su rendimiento y confiabilidad.
  6. Promover acuerdos: cuando se lleva un tiempo trabajando con y para un ahijado es bueno establecer relaciones que los beneficien a ambos: crear tratos y acuerdos es muy buena opción.

Cabe aclarar que no tienes que ser una persona con 20 años de experiencia para tener un ahijado. No importa si tienes 5 o 10 años trabajando: acompañarse de otros siempre será una buena opción. Por eso siempre será positivo que ayudes a crecer a otros y te acompañes de alguien con conocimientos más frescos (o, si buscas un mentor, de alguien con mucha experiencia) para que te ayude a ampliar tus horizontes. Así se construyen las grandes carreras.

Comparte

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

FULL MEALS

Infórmate por completo con todos los ingredientes.

Estados Unidos: PIB 3T 2019

13 Noviembre, 2019

Golpe duro a la moral fiscal

13 Noviembre, 2019

3Q19 Informe de Resultados

7 Noviembre, 2019

3Q19 Estimaciones de Resultados

7 Noviembre, 2019

Nuevos canales para parar, despertar tu mente y alcanzar la siguiente cima.

Suscríbete a nuestra comunidad y recibe un mail mensual con contenido de alto valor.

Gracias por suscribirte a En la Mesa.
Ocurrió un error por favor intenta de nuevo.

Al suscribirte aceptas la Política y procedimientos para la protección de datos personales.

Si deseas suscribirte a contenido especializado haz clic aquí.